fbpx

Cómo refrigerar tu casa sin aire acondicionado

trucos para enfriar tu casa sin aire acondicionado

Las temperaturas comienzan a subir, el sol cada vez brilla con más fuerza y en tu casa no para de acumularse el calor. Con la llegada del verano el uso del aire acondicionado y la factura de la luz se incrementan, pero… ¿sabías que es posible enfriar tu casa sin necesidad de utilizar el aire?

Tanto si en tu hogar no hay aire acondicionado, como si quieres ahorrar en tu factura de la luz, te traemos una serie de trucos con los que conseguirás refrescar tu casa sin aire acondicionado.

Baja las persianas y cierra puertas y cortinas

Tener todo abierto en verano para que entre aire del exterior es uno de los errores más típicos, y es que, si bien es cierto que por la noche es recomendable para que entre fresco, por el día en las horas de más calor, es muy importante que tengas todo cerrado.

Además, si mantienes las puertas cerradas lograrás un mayor efecto, ya que evitarás que el aire del exterior circule por todo tu hogar.

Evita los aparatos electrónicos

Todo lo que recibe corriente eléctrica genera calor, así que para conseguir disminuir unos grados la temperatura de tu hogar, nuestra recomendación es que reduzcas el uso de productos electrónicos, ya que así evitarás las fuentes de calor.

Como es evidente, hay algunos equipos electrónicos que son imprescindibles, pero para aquellos que no lo son, como por ejemplo la plancha de la ropa, lo mejor es que los utilices por la noche.

Presta atención a la iluminación

Apostar por energía cuidadosa con el medio ambiente, como las bombillas LED, te aportará múltiples beneficios como los que enumeramos en nuestro post acerca de las ventajas de la iluminación led, y uno de ellos es la reducción del calor, ya que las bombillas tradicionales o incandescentes colaborarán en que la temperatura de tu casa suba.

Utiliza la campana extractora mientras cocinas

Conocida por ser la encargada de eliminar los malos olores mientras haces la comida, la campana extractora puede convertirse en tu gran aliada en los días calurosos, ya que te ayudará a renovar el aire de la cocina y alejar el calor acumulado en la placa.

Otro de los aspectos a destacar, es que al utilizar la campana, también eliminarás esa humedad que se genera en la cocina mientras haces la comida y que aumenta la sensación térmica.

Como ves, vivir sin aire acondicionado en los meses de verano es posible. Además, al prescindir de su uso no solo estarás ahorrando, sino que también colaborarás con el cuidado del planeta, ya que los aires acondicionados consumen mucha energía eléctrica, lo que provoca un aumento en las emisiones de CO2.

Si al igual que nosotros, tú también estás comprometido con el cuidado del planeta y quieres conocer más acciones sostenibles que puedes llevar a cabo en tu hogar, no dudes en visitar nuestro blog sobre eficiencia energética.

Publicado el